Qué hermoso ...

Autor: Fray Alejandro R. Ferreirós OFMConv

 

 

Qué hermoso que es amarte en el silencio
de la canción que brota en tu misterio,
desgranando los versos del salterio
con la voz que en el alma se hace incienso.

Adorarte en el bosque con la brisa
de la mañana que surge recreada
o en la noche de sendas estrelladas
que en jirones de luces se eterniza.

Intuir los colores de tu rostro
en el torrente inquieto del arroyo
y sentir que Aquél en quien me apoyo
es el Dios del cielo al que me postro.

Descubrir tu semblante en la nostalgia
de la tarde serena que declina
o en el viento dorado que se inclina
hacia la noche tibia que presagia.

Es estar simplemente en tu presencia
devanando el momento del encuentro
respirando el aroma de tu aliento
gustándote en las horas de la ausencia.